PRIMERA CARTA A LOS CORINTIOS – CAPÍTULO 1 – 1 CORINTHIANS. CHAPTER 1

  • por

PRIMERA CARTA A LOS CORINTIOS

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9.

 10. 1112. 131415. 16.

Capítulo 1

1 Pablo, llamado a ser Apóstol de Jesucristo por la voluntad de Dios, y el hermano Sóstenes,

2 saludan a la Iglesia de Dios que reside en Corinto, a los que han sido santificados en Cristo Jesús y llamados a ser santos, junto con todos aquellos que en cualquier parte invocan el nombre de Jesucristo, nuestro Señor, Señor de ellos y nuestro.

3 Llegue a ustedes la gracia y la paz que proceden de Dios, nuestro Padre, y del Señor Jesucristo.

4 No dejo de dar gracias a Dios por ustedes, por la gracia que él les ha concedido en Cristo Jesús.

5 En efecto, ustedes han sido colmados en él con toda clase de riquezas, las de la palabra y las del conocimiento,

6 en la medida que el testimonio de Cristo se arraigó en ustedes.

7 Por eso, mientras esperan la Revelación de nuestro Señor Jesucristo, no les falta ningún don de la gracia.

8 El los mantendrá firmes hasta el fin, para que sean irreprochables en el día de la Venida de nuestro Señor Jesucristo.

9 Porque Dios es fiel, y él los llamó a vivir en comunión con su Hijo Jesucristo, nuestro Señor.

10 Hermanos, en el nombre de nuestro Señor Jesucristo, yo los exhorto a que se pongan de acuerdo: que no haya divisiones entre ustedes y vivan en perfecta armonía, teniendo la misma manera de pensar y de sentir.

11 Porque los de la familia de Cloe me han contado que hay discordias entre ustedes.

12 Me refiero a que cada uno afirma: «Yo soy de Pablo, yo de Apolo, yo de Cefas, yo de Cristo».

13 ¿Acaso Cristo está dividido? ¿O es que Pablo fue crucificado por ustedes? ¿O será que ustedes fueron bautizados en el nombre de Pablo?

14 Felizmente yo no he bautizado a ninguno de ustedes, excepto a Cristo y a Gayo.

15 Así nadie puede decir que ha sido bautizado en mi nombre.

16 Sí, también he bautizado a la familia de Estéfanas, pero no recuerdo haber bautizado a nadie más.

17 Porque Cristo no me envió a bautizar, sino a anunciar la Buena Noticia, y esto sin recurrir a la elocuencia humana, para que la cruz de Cristo no pierda su eficacia.

18 El mensaje de la cruz es una locura para los que se pierden, pero para los que se salvan –para nosotros– es fuerza de Dios.

19 Porque está escrito: «Destruiré la sabiduría de los sabios y rechazaré la ciencia de los inteligentes».

20 ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde el hombre culto? ¿Dónde el razonador sutil de este mundo? ¿Acaso Dios no ha demostrado que la sabiduría del mundo es una necedad?

21 En efecto, ya que el mundo, con su sabiduría, no reconoció a Dios en las obras que manifiestan su sabiduría, Dios quiso salvar a los que creen por la locura de la predicación.

22 Mientras los judíos piden milagros y los griegos van en busca de sabiduría,

23 nosotros, en cambio, predicamos a un Cristo crucificado, escándalo para los judíos y locura para los paganos,

24 pero fuerza y sabiduría de Dios para los que han sido llamados, tanto judíos como griegos.

25 Porque la locura de Dios es más sabia que la sabiduría de los hombres, y la debilidad de Dios es más fuerte que la fortaleza de los hombres.

26 Hermanos, tengan en cuenta quiénes son los que han sido llamados: no hay entre ustedes muchos sabios, hablando humanamente, ni son muchos los poderosos ni los nobles.

27 Al contrario, Dios eligió lo que el mundo tiene por necio, para confundir a los sabios; lo que el mundo tiene por débil, para confundir a los fuertes;

28 lo que es vil y despreciable y lo que no vale nada, para aniquilar a lo que vale.

29 Así, nadie podrá gloriarse delante de Dios.

30 Por él, ustedes están unidos a Cristo Jesús, que por disposición de Dios, se convirtió para nosotros en sabiduría y justicia, en santificación y redención,

31 a fin de que, como está escrito: «El que se gloría, que se gloríe en el Señor».

Índice

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9.

 10. 1112. 131415. 16.

ANTIGUO TESTAMENTO 

EVANGELIOS

 NUEVO TESTAMENTO

 

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 

10. 11. 12. 13. 14. 15. 16.

 

1 2 Paul, called to be an apostle of Christ Jesus by the will of God, and Sosthenes our brother,

to the church of God that is in Corinth, to you who have been sanctified in Christ Jesus, called to be holy, with all those everywhere who call upon the name of our Lord Jesus Christ, their Lord and ours.

Grace to you and peace from God our Father and the Lord Jesus Christ.

I give thanks to my God always on your account for the grace of God bestowed on you in Christ Jesus,

that in him you were enriched in every way, with all discourse and all knowledge,

as the testimony 3 to Christ was confirmed among you,

so that you are not lacking in any spiritual gift as you wait for the revelation of our Lord Jesus Christ.

He will keep you firm to the end, irreproachable on the day of our Lord Jesus (Christ).

God is faithful, and by him you were called to fellowship with his Son, Jesus Christ our Lord.

10 4 I urge you, brothers, in the name of our Lord Jesus Christ, that all of you agree in what you say, and that there be no divisions among you, but that you be united in the same mind and in the same purpose.

11 For it has been reported to me about you, my brothers, by Chloe’s people, that there are rivalries among you.

12 I mean that each of you is saying, «I belong to 5 Paul,» or «I belong to Apollos,» or «I belong to Kephas,» or «I belong to Christ.»

13 6 Is Christ divided? Was Paul crucified for you? Or were you baptized in the name of Paul?

14 I give thanks (to God) that I baptized none of you except Crispus and Gaius,

15 so that no one can say you were baptized in my name.

16 (I baptized the household of Stephanas also; beyond that I do not know whether I baptized anyone else.)

17 7 8 For Christ did not send me to baptize but to preach the gospel, and not with the wisdom of human eloquence, so that the cross of Christ might not be emptied of its meaning.

18 The message of the cross is foolishness to those who are perishing, but to us who are being saved it is the power of God.

19 For it is written: «I will destroy the wisdom of the wise, and the learning of the learned I will set aside.»

20 Where is the wise one? Where is the scribe? Where is the debater of this age? Has not God made the wisdom of the world foolish?

21 9 For since in the wisdom of God the world did not come to know God through wisdom, it was the will of God through the foolishness of the proclamation to save those who have faith.

22 For Jews demand signs and Greeks look for wisdom,

23 but we proclaim Christ crucified, a stumbling block to Jews and foolishness to Gentiles,

24 but to those who are called, Jews and Greeks alike, Christ the power of God and the wisdom of God.

25 For the foolishness of God is wiser than human wisdom, and the weakness of God is stronger than human strength.

26 10 Consider your own calling, brothers. Not many of you were wise by human standards, not many were powerful, not many were of noble birth.

27 Rather, God chose the foolish of the world to shame the wise, and God chose the weak of the world to shame the strong,

28 and God chose the lowly and despised of the world, those who count for nothing, to reduce to nothing those who are something,

29 so that no human being might boast 11 before God.

30 It is due to him that you are in Christ Jesus, who became for us wisdom from God, as well as righteousness, sanctification, and redemption,

31 so that, as it is written, «Whoever boasts, should boast in the Lord.» 

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 

10. 11. 12. 13. 14. 15. 16.

 

1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 

10. 11. 12. 13. 14. 15. 16.